La nueva normativa de etiquetado de lácteos 

El pasado 22 de Enero de 2019 entró en vigor la nueva normativa de lácteos, la cual obliga a los fabricantes de los productos lácteos elaborados  y comercializados en España que indiquen en el etiquetado el origen de la leche que utilizan para su elaboración. Esta medida regulará durante los dos próximos años el mercado, se conoce como el Real Decreto 1181/2018 (21 de Septiembre de 2018) y es el primero que se aplica en este gremio por iniciativa propia, sin que provenga de un mandato europeo.

Debe regular a nivel nacional, tanto la actuación de los productores como de la industria, de manera que facilite la elección del consumidor, quien cada vez reclama más transparencia e información en el origen de los alimentos que consume.

En un sector como el lácteo la balanza de exportaciones es deficitaria, frente a las importaciones que se realizan de la Unión Europea, multiplicando por tres la cantidad de productos de origen europeo que se reciben en territorio nacional. Situación que perjudica seriamente a los ganaderos de nuestro país. Con lo que, se valora que esta medida suponga un gran empuje para las ventas del productor nacional, al ayudar a distinguir claramente la leche ordeñada y transformada en España, lo que se percibe como un valor positivo por parte del consumidor.

Tanto los  lácteos que se fabriquen fuera y que se comercialicen en nuestro país, como los productos fabricados antes de la entrada en vigor de la norma, están exentos de cumplir este Real Decreto. Estos últimos, hasta que se agoten las existencias, tal y como establece la disposición transitoria primera sobre “comercialización de existencias de productos”.

Productos afectados por el Real Decreto y que deberán tener el nuevo etiquetado

*Se aplicará a la leche de cualquier animal de abasto: vaca, cabra y oveja.

  • Leche y nata, sin concentrar, azucarar ni edulcorar de otro modo.
  • Leche y nata, concentradas, azucaradas o edulcoradas de otro modo.
  • Suero de mantequilla, leche y nata cuajadas, yogur, kéfir y demás leches y natas, fermentadas o acidificadas, incluso concentrados, azucarados, edulcorados de otro modo o aromatizados, o con fruta o cacao.
  • Lactosuero (o suero lácteo), incluso concentrado, azucarado o edulcorado de otro modo; productos constituidos por los componentes naturales de la leche, incluso azucarados o edulcorados de otro modo, no expresados ni comprendidos en otras partidas.
  • Mantequilla y demás materias grasas de la leche.
  • Quesos y requesón.

La nueva etiqueta

  • El nuevo etiquetado de la leche y productos lácteos es necesario en todos aquellos productos en los que la leche represente un porcentaje superior al 50%, expresado en peso, respecto al total de ingredientes utilizados.
  • Debe identificarse el “país de ordeño” y el “país de transformación” de la leche utilizada como materia prima. En caso de coincidir ambos, se indicará el lugar tras la mención “origen de la leche: (lugar donde la leche ha sido ordeñada y transformada)”.
  • La forma de hacer referencia a las zonas geográficas será: estados miembros o terceros países “UE”, “fuera de la UE” o “UE y fuera de la UE” y “España. Este último, siempre que el origen sea exclusivamente España no podrá sustituirse por la expresión UE.
  • Esta especificación deberá aparecer cerca de la lista de ingredientes (aunque sólo haga alusión a la denominación del alimento) y con el mismo tamaño y color de fuente utilizados para el resto de la lista. Del mismo modo, los operadores de empresas alimentarias podrán añadir información referente al lugar de procedencia, si la producción ha sido completa, especificando el nombre de la región y/o territorio.

La única excepción a esta norma serán los productos amparados bajo una Denominación de Origen (D.O.), ya que su propia denominación lo enmarca en una zona de producción concreta.

Para más información: Real Decreto 1181/2018, de 21 de septiembre, relativo a la indicación del origen de la leche utilizada como ingrediente en el etiquetado de la leche y los productos lácteos.

Redacción propia Max Descuento. Fuentes consultadas: INLAC / FENIL
2019-03-01T13:04:46+00:00